EL ORGASMO FEMENINO ESTÁ EN LA MENTE

24 10 2008

Publicado por corrientesnoticias.com.ar:

Quiero que me provoque, que se acerque sexualmente y luego dé un paso atrás para hacerme desearlo. Quiero ser yo la que le pida que me toque los pechos”, describe Claudia a su psicoterapeuta Esther Perel.
Según Perel, en la mente erótica de la mujer está la ruta directa al placer. Sin embargo, en EU el 24 por ciento de las mujeres tienen dificultades para alcanzar el orgasmo, de acuerdo a un estudio representativo de la actividad sexual de entre los 18 y los 59 años realizado por el doctor Edward Laumann, de la Universidad de Chicago.

Orgasmo, ¿en la mente?

Para David Barrios, sexólogo clínico y psicoterapeuta, una de las razones por la que muchas mujeres no llegan al orgasmo radica en que lo que es erótico para ellas no lo es necesariamente para ellos.

“Mientras el hombre focaliza el placer en sus genitales, el erotismo de la mujer se centra en el juego previo, en las caricias y en la comunicación afectiva”, explica Barrios. “La mujer puede llegar al orgasmo sin la penetración, a través de los juegos extrapélvicos”, añade el sexólogo.

Tanto Perel como Barrios dicen que este fenómeno se debe a que los niños y las niñas tienen una iniciación totalmente diferente en el ejercicio de su sexualidad.

“Los hombres son expertos en las expresiones directas, mientras que ellas son más indirectas y estas diferencias se observan en el diálogo sexual”, escribe Esther Perel en su obra La inteligencia Erótica.

Aunado a esto Barrios explica que muchas mujeres no alcanzan el orgasmo porque sus parejas tienen una eyaculación rápida. “Muchas mujeres se quejan de un egoísmo masculino, pero la realidad es que no es que ellos no quieran retrasar su eyaculación, sino que no reconocen las sensaciones previas a ésta y por lo tanto no saben poner un freno a tiempo”.

“Es de quien lo trabaja”

David Barrios asegura también que otra razón para que muchas mujeres no alcancen el orgasmo es porque piensan que su pareja es el único responsable de hacerle llegar al clímax.

“Típicamente es al hombre al que se le imputa la responsabilidad de hacer llegar a su pareja al orgasmo, sin embargo esa carga debe ser compartida pues, aunque suene gracioso, el orgasmo es de quien lo trabaja”, señala Barrios.

De ahí que Barrios recomiende, tanto al hombre como a la mujer, trabajar en un erotismo integral, donde el hombre se vuelva mejor amante y la mujer se esfuerce más en olvidarse de sus prejuicios y miedos que arrastra desde su niñez.

 

LINK DEL ARTÍCULO