Los españoles, más liberados sexualmente que los italianos y portugueses

24 03 2010

Los españoles, hombres y mujeres, encaran su vida sexual de una forma más liberal que portugueses e italianos, y una tercera parte reconoce que practica el sexo de manera ocasional sin necesidad de tener una relación estable de pareja, algo en lo que ambos vecinos se muestran más conservadores.

Son conclusiones de un estudio realizado por encargo de la empresa Control, fabricante de preservativos, y en el que han colaborado tres mil personas, de entre 14 y 50 años de edad, con sus experiencias y opiniones a través de foros y entrevistas online.
“A pesar de la cercanía” geográfica, se “mantienen diferentes puntos de vista a la hora de entender las relaciones de pareja”, destaca el estudio, según el cual italianos y portugueses son “más propensos” a las estables. España “posee un carácter más liberal -concluye el informe-, ya que las relaciones ocasionales son aceptadas y están muy extendidas entre la población”.
El sexo ocasional es percibido por los españoles como “una experiencia, una aventura que proporciona sensaciones nuevas y estimulantes”, y gusta porque no exige “ni ataduras, ni explicaciones ni compromisos de fidelidad”. En las relaciones serias, alegan, resulta “más fácil” caer en la rutina y el aburrimiento.
Preferencias
El estudio ha analizado, además, los hábitos de compra de preservativos en los tres países, cuestión en la que los italianos se muestran “más conservadores y clásicos”, frente a un comportamiento “más abierto y liberal” de portugueses y españoles. El 20% de los italianos prefiere comprarlos en máquinas expendedoras, frente a un 3% y un 4%, respectivamente, de portugueses y españoles. Los italianos, además, “apenas” compran juguetes sexuales, como anillos, vibradores…
“Los dos países de la Península Ibérica -asegura el estudio- tienen menos tabúes a la hora de acudir a espacios abiertos a elegir el preservativo que más se adecúa a sus gustos sexuales o a los de su pareja”. Así, el 61% de los españoles los adquieren en farmacias y parafarmacias, mientras que el 60% de los portugueses optan por los supermercados.
Hay una coincidencia en los tres países: son los hombres los que los compran con más frecuencia. Pero en cuanto a gustos, las italianas los prefieren elaborados con materiales antialérgicos, con estrías y sin sabor; las españolas quieren los que estén bien lubricados y con estrías; y las portuguesas los finos y sin sabor.
Los hombres de los tres países coinciden en valorar su factor retardante, y a portugueses e italianos les gustan los de sabores. A los españoles, en cambio, “finos y con formas más sofisticadas”.
Anuncios

Acciones

Information

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: